Saltear al contenido principal

La AEPJP participa en el XII Congreso Ibérico de Agroingeniería con una publicación sobre la Norma Granada

La AEPJP participa en el XII Congreso Ibérico de Agroingeniería con una publicación sobre la Norma Granada

El artículo científico aborda la obtención de los factores empleados en la valoración de árboles ornamentales no sustituibles.

Pedro Calaza, presidente de la Asociación Española de Parques y Jardines, es uno de los autores de la publicación junto con investigadores de la Universidad Politécnica de Madrid y profesionales del sector.

La Norma Granada, el método de valoración económica de árboles, palmeras y arbustos ornamentales más utilizado en España y de mayor difusión internacional, ha sido protagonista en el XII Congreso Ibérico de Agroingeniería. El artículo científico ‘Obtención de los factores empleados en la valoración de árboles ornamentales no sustituibles en la última versión de la Norma Granada’ forma parte de las publicaciones presentadas en esta cita congresual, celebrada del 4 al 6 de septiembre en la ciudad de Sevilla.

El presidente de la Asociación Española de Parques y Jardines (AEPJP), Pedro Calaza, es uno de los autores de la publicación junto con otros investigadores y profesionales del sector de la Infraestructura Verde. Este trabajo forma parte de un proyecto integral en el que participan tres universidades para ofrecer una versión completa de la nueva Norma Granada, donde se estudia la conveniencia de mantener algunos factores existentes en la versión de 2007 e incluir algunos nuevos.

El artículo científico incluye el análisis de otras metodologías internacionales de valoración del arbolado, como Tedesco, CTLA, CAVAT, ICONA o AVTW,  y utiliza el método Delphi, que consiste en la obtención de información cualitativa entre un grupo de expertos con conocimientos y experiencia en este ámbito. En este sentido, un total de 21 miembros de la AEPJP han respondido a dos encuestas sobre el método de valoración de arbolado urbano y el uso de la Norma Granada.

Junto a los factores generales, la publicación incorpora resultados acerca de factores intrínsecos como los datos estructurales, el estado sanitario, la estructura arbórea y la especie, y de factores extrínsecos, como los beneficios sociales, de localización y ambientales. Precisamente, estos últimos abordan aspectos como la reducción del viento y de la contaminación, la captación de CO2, el control de la erosión, la sombra o la pantalla sonora y visual.

Los valores de carácter ambiental se evalúan también mediante tablas que se basan en el tamaño de la copa, la altura del árbol, el diámetro del tronco para el CO2, o la especie para la emisión de compuestos orgánicos volátiles. La mayoría de los métodos tienen en cuenta la localización del árbol, casi todos relacionados con el tamaño de la ciudad,

La inclusión de los aspectos ambientales es uno de los aspectos destacados en las conclusiones de este trabajo científico, unos indicadores que se muestran como relevantes y que tienen poca presencia en otros métodos de valoración.

La Norma Granada, con más de 30 años de aplicación y revisada en el 2020, se ha incorporado en los últimos meses como método de valoración oficial en Portugal del arbolado urbano y ha protagonizado formaciones entre los profesores universitarios para la unificación de criterios sobre su correcta aplicación.

Más información aquí.

El conocimiento,
da sus frutos

RECIBE NUESTRA
NEWSLETTER

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver arriba
×Close search
Buscar
X
Ir al contenido